Usuario :
Clave : 
 
 administrador
Manual del administrador


 Secciones
Ediciones anteriores
Premios- Distinciones
Muestras/Arte
Entrevistas- noticias culturales-histórico
Lecturas
Ensayos - Crónicas
Educación/Universidad
Sociedad
Diseño/Moda/Tendencias
Fotografía
La editora
Medios
Sitios y publicaciones web
Narrativa policial: cuentos, ensayos, reseñas
Sumario
Música
Teatro/Danza
cartas
Cine/Video/Televisión
Entrevistas- Diálogos
Servicios
Noticias culturales- archivo
Espacio de autor
Prensa
Artista invitado
Entrevistas
Fichas
Algo de Historia
Blogs de la Revista Archivos del Sur
Cuentos, poemas, relatos

ARCHIVOS DEL SUR

 Inicio | Foros | Participa
Buscar :
Estás aquí:  Inicio >>  Ensayos - Crónicas >>  Y de repente ¡hijastros! por Luis Buero
 
Y de repente ¡hijastros! por Luis Buero
 

Hijastros y padrastros tienen algo en común, son compañeros impensados en la ruta de la vida que los une, no por la sangre, sí por el destino, dándoles la oportunidad de apoyarse mutuamente para abrir la ventana al sol y planear juntos una nueva aventura, bien lejos de la melancolía.

(Buenos Aires) Luis Buero

Siempre las Julietas vienen con algún "premio sorpresa", como los huevitos de chocolate. Por ejemplo, con hijos de un matrimonio anterior.

Para las personas positivas, aquellas para las que es mejor sumar que restar, todo esto puede resultar un bendito milagro. También lo es para esos varones solteros que soñaban tener algún día una familia constituida sin pagar platos rotos, ni presenciar partos o cambiar pañales y de pronto, abracadabra y ¡acá está!. Y si la dama en cuestión es viuda o el papá biológico de los chicos se fue a comprar cigarrillos y nunca más volvió, la inserción de este sujeto en el seno familiar puede resultar un cuento de hadas, y él se convertirá en el "novicio rebelde" que enamora a la tropa.

En cambio todo será conflictivo para aquellos tipos que no terminaron de criarse a si mismos, y no pueden lidiar con gente menuda; o para quienes son Herodes reencarnados y no quieren ver un niño ni en fotos. Finalmente subsiste el término medio y general, el Romeo que tratará de hacer lo mejor que le salga para acercarse a esos chicuelos con los que tendrá que congeniar para poder estar con su enamorada.

Ahora bien, hay pequeños que son una mixtura de Jaimito y Daniel el Terrible. Seducirlos será bancarse estoicamente hallar un sapo vivo en nuestra cama, sal en la azucarera, o un balde con arena en el dintel de la puerta. 0tros son más fáciles de conquistar acompañándolos a la cancha de su equipo, aunque uno sea fanático del contrario exacto, o compartir con ellos un rato a diario, para iniciar un diálogo y ganarse su confianza.

Claro que entre estos candidatos a papás postizos hay variedades: por un lado algunos entienden que la estrategia de inserción en la nueva casa pasa por convertirse en un "kidult" , un adulto-niño que compite horas con el infante frente a los video juegos o, si es adolescente, comparte con él la ropa, los recitales y la cerveza. Otros cometen el error opuesto, se calzan la gorra de capitán y se presentan como alguien que ha llegado finalmente, a poner orden.

Por ahí la fórmula es otra, consiste quizás en brindarles a esos chicos, de entrada, una aceptación positiva incondicional. El secreto está en entender que ellos no eligieron esta situación, al igual que nosotros, y que más aún, están viviendo el duelo de aquella familia idílica que representaron en su corazón y que ya no existe más. Y en esa novela original nosotros somos un personaje invitado (sin consulta previa) que viene a modificarles la historia, y a certificarles que esa ilusión que tenían de que sus padres volverían a unirse ya no ocurrirá nunca más. Hijastros y padrastros tienen algo en común, son compañeros impensados en la ruta de la vida que los une, no por la sangre, sí por el destino, dándoles la oportunidad de apoyarse mutuamente para abrir la ventana al sol y planear juntos una nueva aventura, bien lejos de la melancolía.

(c) Luis Buero

Datos del autor en

www.luisbuero.com.ar

 
 
Diseño y desarrollo por: SPL Sistemas de Información
  Copyright 2003 Quaderns Digitals Todos los derechos reservados ISSN 1575-9393
  INHASOFT Sistemas Informáticos S.L. Joaquin Rodrigo 3 FAURA VALENCIA tel 962601337