Usuario :
Clave : 
 
 administrador
Manual del administrador


 Secciones
Ediciones anteriores
Premios- Distinciones
Muestras/Arte
Entrevistas- noticias culturales-histórico
Lecturas
Ensayos - Crónicas
Educación/Universidad
Sociedad
Diseño/Moda/Tendencias
Fotografía
La editora
Medios
Sitios y publicaciones web
Narrativa policial: cuentos, ensayos, reseñas
Sumario
Música
Teatro/Danza
cartas
Cine/Video/Televisión
Entrevistas- Diálogos
Servicios
Noticias culturales- archivo
Espacio de autor
Prensa
Artista invitado
Entrevistas
Fichas
Algo de Historia
Blogs de la Revista Archivos del Sur
Cuentos, poemas, relatos

ARCHIVOS DEL SUR

 Inicio | Foros | Participa
Buscar :
Estás aquí:  Inicio >>  Noticias culturales- archivo >>  Encuentro con Valdano por Reinaldo Edmundo Marchant desde Chile
 
Encuentro con Valdano por Reinaldo Edmundo Marchant desde Chile
 

El escritor y Presidente de la Sociedad de Escritores de Chile dialogó con Valdano.
Ofrecemos a los lectores una crónica del encuentro por Reinaldo Edmundo Marchant

Reinaldo E. Marchant y Jorge Valdano

(Santiago de Chile) Reinaldo Edmundo Marchant

Hay un comentario burlón de describir al fútbol  como un estúpido espectáculo de veintidós necios corriendo detrás  de una  pelota. En realidad, se trataría de veinte tontos, porque los arqueros son otra historia, y luego esto demanda una aclaración definitiva: el único pelotudo  que corre en un partido  de arriba para abajo es el árbitro, es decir el símbolo del duelo, de la muerte. Hasta el pito que silba es de color negro...

 

El fútbol, a decir verdad, es un juego simple, exageradamente sencillo y con escasas reglas fáciles de conocer. Sin embargo, la aptitud para desarrollar esa práctica es misteriosa –como cualquier creación humana-, mágica, ardua, llenada de fantasía, desencadenada por el solo hecho de golpear una indócil pelota de cuero.

 

 

Es este simple deporte la esperanza, a veces la única, que tienen en la vida los chicos pobres. La calle, esquina , plaza o la cancha de  tierra, donde se adquiere una sabiduría empírica, efectiva porque parte de la experiencia vital inmediata,  es donde partieron la mayoría de los genios del balompié mundial. En estos lugares se aprende sin que nadie enseñe, la dificultad, habilidad, la viveza y picardía. Aquí no hay Ley, dueños del espectáculo, hasta los arcos son un montoncito de piedras ocasionales...

 

El trasfondo trágicamente bello del balompié, llevó a decir al Premio Nobel Albert Camus que todo lo que sabía de la condición humana lo había aprendido en el fútbol. Siempre estamos un jugando un partido en la vida. Esperamos un pase repentino que nos  lleve a una pequeña gloria. O debemos estar mirando con la nuca, para que nadie nos sorprenda con un propósito malintencionado.

 

 

Quizá el mayor secreto del fútbol radica en los pies. Es lo que asombró a Jorge Valdano, entonces un niño de cinco años: había visto en El Gráfico una imagen de Pelé, vendando cuidadosamente los pies. Desde entonces, en su pueblo Las Parejas, salía al encuentro del astro de River Plate, Ermindo Onega, y observaba sus pies, lo veía caminar, tratando de descubrir dónde se hallaba la virtud que lo hacía hacer maravilla cada domingo. En este hecho, se manifestaron en él dos hechos que lo transformarían años después en un astro mundial del fútbol y en un reputado intelectual, requerido por las más prestigiosas universidades y clubes deportivos del planeta.

 

Valdano es un caso único a nivel del fútbol de Sudamérica: reúne dos virtudes extraordinarias, fue un crack mundial e intelectualmente es brillante. Con él uno  charla de política, escritores, pintura, libros, fútbol... De todo. Y sus observaciones son claras y profundas, asertivas. Con apenas cincuenta años, luego de destacar en el primer equipo de Newell’s Old Boys, parte a los 19 años a triunfar en el Alavés de España, luego en  el Zaragoza y el Real Madrid. Fue tres veces Campeón de la Liga, y de la Copa UEFA en 1985 y 1986. Ese mismo año, junto a Maradona y Burruchaga, alcanzan el campeonato Mundial en México.

 

Retirado del Fútbol, fue entrenador del Valencia y Real Madrid, ha escrito numerosos libros, publica  cada domingo en el Diario Marca de Madrid, fue el creador del  actual “equipo galáctico” y viaja permanentemente por el mundo dando charlas y conferencias.

Cuando Maradona ha tenido que dar nombres que respeta, Valdano y el Flaco Menotti están en la primera fila. De hecho, el Pelusa ha reconocido que, luego del gol de antología a los ingleses, en la ducha, Jorge Valdano le dijo que con ese tanto se ponía al lado de Pelé.

 

Con Valdano mantengo una constante comunicación, surgida por nuestros libros de fútbol y visión común de este hermoso deporte. De alguna manera le voy contando lo que pasa con el  fútbol argentino – por horario él no lo puede ver -, de las nuevas figuras que hoy pisan fuerte: Fernando Gago, de Boca; Sergio Agüero, de Independiente; Pisculichi, de Argentinos Junior. Y, claro, sobre los máximos reyes del fútbol mundial anclados en el Barcelona, Ronaldo de Assis Moreira, Ronaldinho, y el argentino Lionel Messi, el heredero más próximo de Diego Armando Maradona.

 

Le toco el tema del Real Madrid, que pronto abrirá una Universidad y donde él será su  primer Rector.

 

-         El Real Madrid – le digo-, es un equipo raro: mucha “pinta”, muchos actores principales, y de eficacia, poco... ¿Te lo imaginabas así?

-         Y no... Algo está pasando. El otro día, viendo un partido en la tribuna con D’Estéfano,  al ver que Ronaldo no la tocaba doce o quince minutos, me dijo con cierto enfado: “cuando yo jugaba, y no la tocaba durante un rato, me preguntaba, ¿qué estará pensando toda esa gente de mí...”.

-         Ese orgullo personal parece haber desaparecido...

-          O lo distorsionan, ¿viste? Lo confunden con la fuerza desmesurada, la velocidad sin pelota, los empellones. Se ha perdido el buen toque, la pausa, el invento. En el River del Beto Alonso, cuando se enfrentaba a los defensas, desde la banca le gritaban durante todo el partido: ¡humillálo, humillálo! Y nadie se enojaba, eh. Era otro fútbol, otros jugadores, concepciones distintas, ¿viste?

-         Ahora hay que buscar con lupa al jugador  distinto...

-         ¡Y casi no salen! Los chicos juegan cada partido como si el domingo siguiente y nunca más lo volverán a hacer... Se perdió el respeto por el balón, por el público, por el fútbol. ¡Ya nadie quiere al balón!

 -      Abunda la fuerza y escasea la gambeta.

-         Es verdad. Todos somos culpables de esta tragedia, por el resultado, los tres puntos, por todo lo adicional que rodea al espectáculo. Aún así sigo creyendo que en Sudamérica y África están los magos, los talentosos, aquellos por los cuales vale la pena pagar un boleto de estadio.

-         Imagina una pelota... ¿A quiénes prefieres darse?

-         A Riquelme, Zidane, Ronaldinho, Okocha, D’Alessandro, Messi... A aquellos que te la devuelven bien: redonda y para seguir jugando, y que en una fracción de segundos pueden convertir una maravillosa catástrofe...

-         ¿Cómo ves a la Selección de Argentina?

-         Y algo complicadita... Es claro que todavía no se encuentra al equipo. En México 86, en el tercer partido jugado, Ricardo Bochini me dijo: ¡Somos Campeones, el equipo se encontró!

-         Habían llegado clasificando apenas, sin mayores chances...

-         También es verdad. Los mundiales tienen esto, ¿viste? ¿Qué sé yo, arrancás bien y después te sale todo! La única certeza del fútbol es la incertidumbre...

-         Estás de acuerdo conmigo que lo mejor que tiene Argentina en este momento son los seis meses que faltan para el Mundial.

-         Sí. En ese tiempo debe ordenarse, tirar todos para el mismo lado y encontrar el equipo, ese que a veces se arma con suplentes o jugadores llamados a última hora.

 

 

(c) Reinaldo E. Marchant- Archivos del Sur - todos los derechos reservados.

sobre Reinaldo Edmundo Marchant.

http://www.quadernsdigitals.net/index.php?accionMenu=secciones.VisualizaArticuloSeccionIU.visualiza&proyecto_id=2&articuloSeccion_id=4713

ver entrevista al autor, sección entrevistas en Archivos del Sur.

 
 
Diseño y desarrollo por: SPL Sistemas de Información
  Copyright 2003 Quaderns Digitals Todos los derechos reservados ISSN 1575-9393
  INHASOFT Sistemas Informáticos S.L. Joaquin Rodrigo 3 FAURA VALENCIA tel 962601337